miércoles, octubre 12, 2005

El "Huevo" de Colón

colon1a


La Tierra es redonda
decía Colón
y nadie lo escuchaba
con mucha atención
la reina de España
la reina Isabel
le dio el dinero que pedía él
viaja que viaja
en tres carabelas
La Niña, La Pinta y la Santa María
hasta que un 12 de Octubre
gritaron !tierra! (bis)
Y así descubrió Cristobal Colón
América del Norte
América del Sur
ahí donde vives tú
y donde vivo yo.


(Autor: ¿?, pero me encantaba cantarlas tres veces al día, torturando los oídos de todos en casa)

Recordando la letra de esta canción puedo decir que me gusta la idea de que una mujer maneje los fondos, en este caso del entonces reino español. Me imagino al Rey, de rodillas, rogándole -a la reina- por su mesada y a ella pidiéndole un detalle pormenorizado de todos los gastos a realizar. Por ahí una fuente poco digna y menos fiable me comentó -risueñamente- que la reina recién se animó a darle el dinero, de la corona, a Cristobal, cuando éste le mostró un huevo... e hizo la demostración de la redondez de la Tierra, naaah!, puros cuentos, estoy pensando seriamente en cambiar de fuente...

Muchos coinciden en señalar que Cristobal fue oriundo de Genova, y más que datos históricos es la costumbre la que nos obliga a considerarlo así. Un genovés que convenció a la reina española -a través de muy buenos padrinos: el prior Juan Pérez y antes, los duques de Medina-Sidolnia y los Medinaceli- de financiar tan riesgoso proyecto. Poco se sabe a ciencia cierta sobre el origen de Colón, documentos demostrarían que sus raíces se encuentran en Moconesi a 40 kilómetros de Génova. Que fue hijo de humildes tejedores y que éste origen no fue de su agrado por lo que trató, en todo momento, de aparentar lo contrario. Se casó con una dama portuguesa de buena posición social, al mismo tiempo que se obsesionó con la idea de descubrir una nueva ruta hacia las Indias. Tomando las Ideas de Florentino Toscanelli, de otros y tejiendo las propias, concibió la idea de que era posible llegar al levante por el poniente.

Menuda labor la suya para tratar de convencer a Juan II, Rey de Portugal, sin lograr su cometido. Lo consideraban un tipo hábil para hablar y por ello de muy poco crédito. Estuvo "mendigando" audiencias hasta que su proyecto después de cinco años fue aprobado por la corona española.

Se le nombraría Gran Almirante de Castilla y Gobernador y Virrey de todas las tierras que descubriese, asimismo se le destinaría el diez por ciento de todo el intercambio comercial con la nueva ruta (eso significaba un "huevo" de plata).

La historia alaba la proeza de Colón y lo muestra como un tipo perseverante pero se olvida de mencionar su mesianismo: se consideraba un predestinado para llevar a cabo una gran obra y que su nombre Cristobal (Christo Ferens, el que lleva a Cristo) era una señal divina.

Colón, hasta que murió no imaginó que había "descubierto" una nuevo continente -después sí, pero ya era tarde ¿no?- , pensó que había hallado una nueva ruta a las Indias. Su final, que muchos podrían imaginar como digno, no fue tal. De su tercer viaje regresó encadenado por órdenes del árbitro Bobadilla y perdió todo lo consignado en las capitulaciones: Gobernador, Virrey y el diez por ciento (un "huevo" de plata). En su cuarto viaje fue humillado por el nuevo gobernador Nicolás Ovando que incluso le impidió pisar la tierra que había "descubierto".

Sin un centavo en los bolsillo (sin el "huevo" de plata que le correspondía) y totalmente desalentado, falleció en Valladolid en 1506. Y muerto aún no lo dejaron descansar: Américo Vespucio, cartógrafo que realizó viajes posteriores y que demostró que lo "descubierto" por Colón era un nuevo continente, se le concedió el honor de que las tierras "nuevas tierras" llevaran su nombre: América.

Hoy, deben de rendirle muchos tributos y homenajes a Colón, a América... Se celebra el "descubrimiento", el encuentro o "encontronazo" de dos mundos, de dos culturas, con una predominando, al final, sobre la otra. Lo que debió ser un intercambio se convirtió en un "no negociable". Debemos "agradecerle" a España nuestra cultura, ella debe agradecernos a nosotros por tantas gracias conferidas... Naaah! El daño hecho está y no se puede volver atrás... Somos una mezcla racial, una mezcla de todo -bueno y malo- e hijastros de la madre patria como lo fue Colón en sus últimos días.

Lo veo a Colón, imaginariamente, navegando en un mar desconocido, cerca a las costas de un islote y a un indio mirándolo con el rabillo de un ojo y diciendo: "Ya te ví Colón, yo te descubrí primero..."

5 Comments:

Blogger The First of the Gang to Die Dijo...

no recuerdo la letra, pero "el huevo de colon" le pertenecia a la "orquesta mondragon" de espana, javier gurruchaga (?) en la voz.
como asi recuerdas esa cancion? es una cancion que nunca se hizo muy conocida, y sono en las radios el ano en que naciste...

10:38 a. m., octubre 12, 2005  
Blogger Beba Newmann Dijo...

La canta en el Kinder de Micaela, mi prima. Y la cantaron también cuando era pequeña. Es una canción muy conocida a nivel Kinder

10:41 a. m., octubre 12, 2005  
Blogger Beba Newmann Dijo...

La canta en el Kinder de Micaela, mi prima. Y la cantaron también cuando era pequeña. Es una canción muy conocida a nivel Kinder

10:41 a. m., octubre 12, 2005  
Blogger Herr Hauptmann Dijo...

"El Huevo de Colón salió el '92 para connmemorar los 500 años del 'descubrimiento' de América (o las Indias Occidentales, como también les llamaban). La letra era algo así:

"91, 92 ... Eeeeaaah!
Quinientos años hace, parece que fue ayer..."
(y el coro ibaa algo así:)

"Colón, el Genoveees, Coolón, el Pórtuguéeees, Coolón, tenía uno, (uno solo?!), Ay Cristobal, ni dos ni tréees!!!"

1:43 p. m., octubre 12, 2005  
Blogger Beba Newmann Dijo...

¡Qué buena y divertida letra! La voy a buscar...

1:50 p. m., octubre 12, 2005  

Publicar un comentario

<< Home